Área Médica

Revistas

Contacto

INFORMACIÓN PARA LA SALUD

CANCER DE MAMA | 2018-07-09

Cancer de mama

Como Prevenirlo

EL CÁNCER DE MAMA Y SU DIAGNÓSTICO

Las enfermedades benignas y malignas de las mamas son una patología muy frecuente.

El cáncer de mama está aumentando en todo el mundo, tanto en los países desarrollados como en los subdesarrollados. Esto se debe en parte al aumento de la edad de la población y a los nuevos y mejores métodos para su diagnóstico precoz.

Las estadísticas nos muestran que 1 de cada 8 mujeres va a desarrollar cáncer de mama a lo largo de su vida (12 %).

De acuerdo con los datos del Instituto Nacional del Cáncer, en Argentina es el principal cáncer femenino tanto en incidencia como en mortalidad. En 2016 hubo 19.386 nuevos cánceres y 5.979 muertes relacionadas con el cáncer de mama (71.2 por 100.000 mujeres).

¿Qué es el cáncer de mama?

Es una enfermedad producida por la proliferación o multiplicación de células anormales dentro de la mama, ya sea en los conductos (carcinoma ductal) o en los lobulillos (carcinoma lobulillar).

El 70 % aparece en mujeres que no tienen antecedentes familiares, el 20-30 % aparece en mujeres con antecedentes familiares de cáncer de mama, y el 5-10% en mujeres portadoras del gen BRCA1 y BRCA2.

¿Cuáles son los factores de riesgo?

Estos factores se asocian con mayor incidencia del cáncer de mama:

  • Ser mujer
  • Edad avanzada: el cáncer de mama aumenta a medida que se envejece.
  • Antecedentes personales de cáncer de mama
  • Antecedentes familiares
  • Mama densa (Es el aspecto del tejido mamario en una mamografía, es un hallazgo normal y frecuente, hace que los exámenes para la detección del cáncer de mama sean más difíciles
  • Portadora de genes BRCA1 y BRCA2
  • Terapia hormonal de reemplazo
  • Menopausia tardía: más de 50 años.
  • Primera menstruación en edad temprana
  • Obesidad
Extensos estudios poblacionales han demostrado que la exploración de las mamas con tomosíntesis mejora las tasas de detección del cáncer de seno y disminuye la cantidad de situaciones en las que la mujer tiene que "volver" para hacerse estudios adicionales debido a que se observaron hallazgos que podrían ser anormales.
  • Es seguro e indoloro.
  • La calidad y diagnóstico de una ecografía depende de la experiencia del médico que hace el estudio.
  • Es útil para embarazadas, mujeres jóvenes, mamas con prótesis, mamas densas, como complemento de la mamografía, como guía en procedimientos intervencionistas.
  • Puede capturar imágenes de las mamas que pueden ser difíciles de visualizar con una mamografía.
  • La ecografía es una de las herramientas utilizadas en el diagnóstico por imágenes de mamas, pero no reemplaza la mamografía anual y el examen clínico minucioso de los senos.
  • Muchos cánceres no se pueden visualizar por ecografía.
  • Una biopsia puede ser recomendada para determinar si una anormalidad sospechosa es cáncer o no.
  • La mayoría de los descubrimientos obtenidos por ecografía que requieren de una biopsia no son cánceres.
  • Muchas calcificaciones observadas en las mamografías no se pueden observar en una ecografía. Algunos cánceres de mama en etapa inicial sólo aparecen como calcificaciones en una mamografía. Las anormalidades debidas al cáncer que se encuentran con la RMN no siempre pueden ser identificadas por ecografía.
  • Es importante elegir una institución que tenga experiencia en la realización de ecografía de la mama, preferentemente aquella en donde los radiólogos se especialicen en el diagnóstico por imágenes de mamas. La ecografía depende del reconocimiento de la anormalidad al momento de realizar la exploración, ya que se trata de un examen en "tiempo real". Esto requiere experiencia y equipos adecuados. 
  • Los implantes mamarios están hechos de solución salina, de silicona, o de ambas. Algunas de las complicaciones que podrían presentarse con los implantes incluyen la ruptura, la hinchazón sin explicación de los ganglios linfáticos en las axilas, o un tipo raro de cáncer denominado linfoma anaplásico de células grandes que podría aparecer al año de la cirugía. Los pacientes con implantes y sin síntomas deberían continuar con sus exámenes habituales de cáncer de mama.
  • La ruptura de un implante salino generalmente se diagnostica con un examen físico. Si se necesitan imágenes, se debería utilizar ultrasonido o ecografía para personas de menos de 30 años de edad. Para personas de 30 a 39 años de edad se puede utilizar una mamografía, o tomosíntesis, o una ecografía. Para las personas de 40 años o más, la mejor opción es la mamografía o tomosíntesis.
  • La resonancia magnética sin contraste es la mejor prueba para diagnosticar una ruptura del implante de silicona, especialmente cuando la silicona todavía se encuentran adentro de la cápsula externa (el caso de la mayoría de las rupturas). La mamografía y la tomosísntesis no son recomendables para las rupturas encapsuladas.
  • Para la hinchazón sin explicación de los ganglios linfáticos en las axilas, se debería utilizar la ecografía
  • biopsia guiada por ecografía: durante este tipo de biopsia, que utiliza el ultrasonido para encontrar el bulto, un radiólogo aplicará anestesia local y luego introducirá una aguja fina de muestreo en el bulto para extraer un poco de tejido para evaluarlo bajo el microscopio. El procedimiento de biopsia por lo general es rápido, pero podrían pasar unos pocos días hasta que el análisis final del tejido (informe de patología) esté listo.
  • biopsia estereotáxica (guiada por rayos X): durante este tipo de biopsia, que utiliza una máquina digital mamográfica de rayos X para tomar imágenes del área en cuestión, un radiólogo aplicará anestesia local y luego ubicará una aguja de muestreo en el sitio para remover muestras finas de tejidos para una evaluación posterior.Biopsia guiada por RM: durante este tipo de biopsia, que utiliza un equipo de RM para ubicar el área en cuestión, un radiólogo aplicará anestesia local y luego colocará una aguja de muestreo en este lugar para poder extraer una muestras finas de tejido para su evaluación posterior.

A pesar de sus limitaciones en cuanto a sensibilidad y especificidad la mamografía sigue siendo el principal método de detección precoz, y ha demostrado su eficacia para reducir la mortalidad y permitir un tratamiento conservador.

Por lo tanto, el diagnóstico precoz sigue siendo crucial.

¿Qué es la mamografía?

Es una radiografía especializada de la mama, que utiliza rayos X para generar imágenes de la glándula. Es la técnica más importante para la detección y el diagnóstico del cáncer de mama.

El estudio consta de 4 imágenes, 2 de cada mama. La exploración clínica forma parte del procedimiento.

¿Por qué es importante la mamografía?

Porque muestra cambios en la mama hasta 2 años antes de que la mujer o el médico puedan palpar el cáncer.  

¿Cuáles son los objetivos de la mamografía?

En primer lugar, la detección precoz del cáncer de mama antes de que aparezcan los síntomas, y, en segundo lugar, el diagnóstico en pacientes con síntomas como un bulto o masa palpable, secreción o retracción del pezón, o engrosamiento de piel.

La mamografía permite el tratamiento precoz del cáncer de mama, mejora las tasas de supervivencia y reduce la necesidad de un tratamiento intensivo como la mastectomía.

¿A qué edad debe realizarse la primera mamografía?

Se recomienda tener una mamografía de base a los 35 años.

A partir de los 40 años, de acuerdo con la Organización Mundial de la Salud (OMS), a la Sociedad Argentina de Mastología (SAM), el Colegio Americano de Radiólogos (ACR), la Sociedad Iberoamericana de Imagen Mamaria (SIBIM), Sociedad Argentina de Radiología (SAR) debe realizarse 1 mamografía por año, hasta que la salud de la mujer no se vea afectada por una enfermedad que reduzca considerablemente su esperanza de vida, que goce de buena salud.

En las pacientes con antecedentes de cáncer de mama en familiares de primer grado (madre, hermana) se recomienda iniciar con la mamografía 10 años antes de la edad de detección del cáncer del familiar más cercano.

¿Cuándo es el mejor momento de realizarla?

El mejor momento es entre los días 7 y 12 después del comienzo de la última menstruación.

No es necesaria una programación especial después de la menopausia.

ES MUY MPORTANTE LLEVAR LAS IMÁGENES Y LOS INFORMES DE LAS MAMOGRAFIAS ANTERIORES CADA VEZ QUE SE REALIZA UNA NUEVA MAMOGRAFÍA y entregárselos al radiólogo antes del procedimiento.

Esto puede ser crucial para la interpretación de las imágenes debido a que algunos cánceres se diagnostican únicamente en función de los cambios que se han producido después de una exploración anterior.

Si la citan nuevamente después de una mamografía, no quiere decir que tenga cáncer. El re-examen es para tener una mayor certeza de que no tiene cáncer. Menos del 10 % de las pacientes que son citadas nuevamente son diagnosticadas con cáncer de mama.

¿Cuáles son las ventajas de la mamografía digital?

Utiliza una dosis más baja de radiación, aporta mayor calidad de las imágenes, ofrece la posibilidad de procesamiento posterior, permite el archivo digital y transmisión de imágenes y no provoca contaminación química.

¿Cómo se categorizan los hallazgos en una mamografía?

El médico radiólogo especialista en diagnóstico mamario describe los hallazgos en una mamografía a través del sistema BI-RADS (son las siglas del inglés “Breast Imaging Report and Database System”). Se trata de una herramienta que permite que se presente un informe radiológico uniforme y conciso, que puede ser entendido por múltiples médicos o centros hospitalarios. Esto garantiza la calidad durante los informes e interpretaciones de mamografías.

La categorización a través del sistema BI-RADS permite decidir la conducta ante los distintos hallazgos. Esta categorización se hace a través de una escala de 1 a 5. Básicamente, para las categorías BI-RADS 1 y 2, la conducta es el control. Para la categoría BI-RADS 3, se realiza un control a los 6 meses. Las categorías BI-RADS 4 y 5 requieren una biopsia.

La evolución tecnológica ha permitido el desarrollo de un nuevo método mamográfico llamado “TOMOSINTESIS”, que actualmente es el preferido como método de screening mamario ya que aumenta la tasa de detección del cáncer de mama de 0,5 a 2,7 por cada 1000 mujeres, reduciendo la tasa de recitaciones de 0,8 a 3,6 por cada 100 mujeres (Eusobi, 2017).

TOMOSINTESIS o MAMOGRAFIA 3 D

A pesar que la mamografía es la mejor herramienta de detección temprana del cáncer de mama disponible hoy en día, no detecta todos los tipos de carcinomas.

La tomosíntesis supera algunas de las limitaciones de la mamografía convencional.

La mamografía estándar es bidimensional, (2 imágenes arriba - abajo y 2 lado a lado), a pesar de que la compresión es necesaria, puede causar superposición de tejidos en la que el tejido anormal esté escondido y los tejidos normales superpuestos pueden aparecer como anormales.

Durante la realización de la tomosíntesis, la fuente de rayos X se mueve haciendo un arco sobre la mama y obtiene varias proyecciones (cortes).

Las imágenes son reconstruidas en una computadora para formar una imagen 3 D como parte de la mamografía estándar.

Este conjunto de imágenes tridimensionales ayuda a minimizar la superposición de tejidos que podría ocultar o hacer que sea difícil distinguir entre tejidos normales superpuestos y tumores de seno.

Resultados de diferentes estudios en los que se comparó la mamografía digital sola con la mamografía con tomosíntesis demostraron que la tomosíntesis puede aumentar significativamente la detección del cáncer en un 30-40 %. ( Kopans 2014).

Beneficios: detección de pequeños tumores, ya que cuando son más pequeños más opciones de tratamiento tiene.

ECOGRAFIA MAMARIA

Las imágenes por ultrasonido, también denominadas exploración por  ecografía, involucran el uso de un pequeño transductor y un gel para ultrasonido para la exposición de las mamas a ondas acústicas de alta frecuencia. El transductor recoge los sonidos que rebotan y una computadora luego utiliza esas ondas sonoras para crear una imagen. Las examinaciones por ultrasonido no utilizan radiación ionizante (como se usa en los rayos X). Debido a que las imágenes por ultrasonido se capturan en tiempo real, pueden mostrar la estructura y el movimiento de los órganos internos del cuerpo, como así también la sangre que fluye por los vasos sanguíneos en el interior de la mama.

Se estima que detecta de 2 a 4 casos de cáncer de mama adicionales a la mamografía por 1000 mujeres.

ECOGRAFIA MAMARIA CON DOPPLER

 

El ultrasonido Doppler, también denominado ecografía a color Doppler, consiste en una técnica especial de ultrasonido que le permite al médico ver y evaluar la circulación de la sangre a través de arterias y venas.

Durante un examen por ultrasonido de la mama el ecografista puede usar técnicas Doppler para evaluar el flujo sanguíneo o la falta de flujo en cualquier masa mamaria. En algunos casos, esto puede brindar información adicional sobre la causa de la masa.

CONTROL DE LA MAMA CON IMPLANTE

Se debe evaluar el implante y el parénquima mamario, para eso se pueden realizar una mamografía convencional, con técnica de Eklund.

¿En qué consiste la técnica de Eklund?

Durante la mamografía, la técnica trata de desplazar el implante hacia atrás, hacia la pared torácica, y el tejido mamario se trae para adelante y alrededor del implante para poder visualizarlo y comprimirlo mejor en la mamografía, al excluir la prótesis.

El estudio de las mamas con implantes, realizado en forma adecuada, no daña las prótesis

BULTOS SOSPECHOSOS: CÓMO HACER EL CONTROL

Si se palpa un “bulto “en la mama lo primero que debe hacer es una consulta con su ginecólogo su mastólogo.

Un bulto en la mama es una masa que se desarrolla en el seno. Dependiendo del tipo, los bultos de los senos pueden ser grandes o pequeños y pueden sentirse duros o esponjosos. Algunos causan dolor, mientras que otros pasan inadvertidos hasta que se los identifica durante un examen por imágenes.

Un bulto puede ser descubierto por una mujer que está haciendo un autoexamen de su seno, o por su médico durante un examen físico. Los bultos sospechosos también pueden ser detectados durante las mamografías anuales para la detección temprana. Aunque no es muy común, los bultos en las mamas pueden aparecer también en hombres.

Es importante familiarizarse con la forma en que sus mamas se ven y se sienten normalmente, de manera que pueda informar a su médico sobre cualquier cambio.

La mayoría de los bultos en los senos son benignos (no cáncer). Comprobar que un bulto no es cáncer requiere, por lo general, que se realicen exámenes por imágenes. Pueden realizarse uno o más de los siguientes exámenes por imágenes:

 - Mamografía

-  Ecografía

La resonancia magnética (RM) del seno utiliza un poderoso campo magnético, pulsos de radiofrecuencia y una computadora, para producir imágenes detalladas del interior de la mama. La RMN ayuda a evaluar los bultos en los senos que no son visibles con la mamografía o el ultrasonido, aunque podría no ser adecuado para todas las mujeres. Su médico la ayudará a determinar si la RMN de mama es adecuada para usted. La RM requiere de una inyección endovenosa de material de contraste (gadolinio).

Si, en base a la apariencia de un bulto en estos exámenes, se comprueba que el mismo es benigno, probablemente no se requiera de ningún paso adicional. Es posible que en visitas futuras su médico quiera revisar el área para verificar si el bulto en la mama ha cambiado, crecido o desaparecido.

Si estos exámenes no muestran claramente que el bulto es benigno, entonces será necesario hacer una biopsia. Se podría realizar uno de los siguientes procedimientos guiados por imágenes:

Generalmente, el radiólogo coloca una marcadora metálica diminuta, clip, (aproximadamente del tamaño de una semilla de sésamo) en el área de la que se extrajo una muestra de tejido, de manera tal que no sea necesario tener que hacer exámenes adicionales si se observaran bultos residuales en mamografías futuras.